Cómo afrontar la vuelta a la escuela sin estrés

Blog > Particulars > Cómo afrontar la vuelta a la escuela sin estrés

Septiembre es el mes de regreso de las vacaciones y del inicio del curso escolar. Después de un periodo de desconexión, recuperar las obligaciones y el ritmo del día a día no siempre es fácil. De hecho, muchas personas, tanto adultos como niños, sufren el llamado síndrome de depresión postvacacional, es decir, experimentan más estrés, ansiedad, apatía o desánimo, los días previos a volver al trabajo o la escuela.

En este sentido, como padres, es clave que afrontemos la vuelta a la rutina con optimismo y que seamos capaces de transmitirlo a nuestros hijos. Es decir, que evitemos quejarnos o angustiarnos ante los pequeños y que en una palabra, intentemos plantearles el inicio de las clases como una nueva oportunidad de aprender, de relacionarse con los compañeros, de hacer nuevos amigos, excursiones…

Recuperando, paulatinamente, las rutinas

Cada año nos encontramos, pero siempre cuesta cambiar el chip y retomar de nuevo las tareas del día a día. Ahora bien, ¿cómo conseguimos hacerlo con positivismo? Pues, te recomendamos algunos consejos para suavizar esta ‘vuelta a la realidad’:

  • No dejes las cosas para última hora. Para evitar estresarse, la planificación es fundamental. Trata de comprar, al menos una semana antes los libros de texto, la mochila y en general, todo el material escolar necesario, ropa, calzado … Si lo haces con suficiente tiempo, incluso, podrás ahorrar un poco. También es 100% recomendable involucrar a tus hijos y compartirlo con ellos. De esta manera, se sentirán partícipes y lo vivirán con más entusiasmo.
  • Volver a los horarios habituales. Durante el verano solemos hacer más actividades y acostarnos más tarde. Por lo tanto, cambiamos nuestras rutinas de sueño que llevamos durante todo el año. Por ello, debemos intentar que los niños vuelvan a tener un horario para irse a la cama, al menos dos semanas antes del inicio del curso. Si no lo hacemos, el día que tengan que volver al colegio les costará mucho más madrugar. También, es importante que vuelvas a poner en marcha las rutinas que tenías establecidas durante el curso escolar. Como por ejemplo: un baño relajante antes de una cena ligera o leer un cuento antes de irse a dormir, para que puedan coger antes el sueño.
  • Ver a los amigos del cole antes de empezar. Si puedes volver de vacaciones unos días antes del inicio de las clases, es del todo acertado que intentes que tus hijos retomen el contacto con sus amigos de la escuela, a los que hace bastante tiempo que no ven. De este modo, volverán a clase con más ganas. En esta línea, si tienes tiempo, también es bastante adecuado que los pequeños visiten la escuela, una semana antes del inicio del curso.
  • Evita las prisas, sobre todo el primer día. Las prisas nunca son buenas compañeras, pero sobre todo te aconsejamos no ir con el tiempo justo el primer día de inicio de la actividad escolar. Merece la pena que hagamos el esfuerzo de madrugar un poco más, porque vamos tranquilos y relajados de camino a la escuela.
  • A la salida de clase. Es el momento idóneo para preguntarles por sus nuevos compañeros, su clase, profesores o asignaturas que tienen este año. Por la tarde, también podemos prepararlos una merienda especial para que recuperen energías.

En definitiva, recuperar progresivamente nuestro ritmo habitual en cuanto a horarios y hábitos es básico para encauzar de la mejor manera la vuelta al trabajo o a la escuela. Además, en Cobertis te podemos asesorar sobre los mejores seguros para que todo vaya sobre ruedas.

Cobertis
El autorr Cobertis
No hay comentarios para leer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies