Los autónomos vuelven a la actividad a distintas velocidades

Blog > Empreses > Los autónomos vuelven a la actividad a distintas velocidades

A medida que vamos avanzando en las fases de la desescalada, un porcentaje bastante elevado de autónomos y pymes vuelven a levantar las persianas y a reactivarse tras la paralización generalizada del país con la crisis sanitaria del coronavirus.

Según la Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA), de media el 60% de estos profesionales se han incorporado en todo el Estado. Sin embargo, el regreso está siendo gradual y desigual en función del territorio. Tal como demuestran los datos de esta la asociación: en Murcia 7 de cada 10 autónomos siguen activos, casi un (69%). Navarra (66,9%), Galicia (63,1%) y Canarias (62,4%) serían los siguientes con más reincorporaciones. También por encima de la media aparecen Aragón (61,4%), País Vasco (61,1%), Andalucía y Extremadura (60,9%).

El Principado de Asturias también presenta un porcentaje cercano al promedio nacional (59,9%) y en Cataluña baja hasta el (54,3%), porque justamente ahora entramos en la fase 1. Ahora bien, el lugar donde menos autónomos están ejerciendo su actividad es la Comunidad de Madrid (51,8%). Esto principalmente, se produjo por dos factores: el hecho de haber estado más tiempo en fase 0 y también, haber sido la zona más golpeada de España por la pandemia. Por eso, la mitad de los autónomos han podido reanudar su actividad y la otra lo podrá ir haciendo a partir de esta semana en adelante.

Sectores donde más autónomos trabajan

En función del sector económico la cifra de autónomos que están en activo es mayor o menor. Así pues, existe una correlación evidente entre las comunidades y sus actividades económicas. De modo que donde más peso tienen sectores como el agrícola, el ganadero y la industria; el número de trabajadores por cuenta propia incorporados es más elevado. En cambio, en otras zonas donde la hostelería, comercio y turismo son los predominantes es donde menos incorporación se ha producido.

Así pues, teniendo en cuenta las cifras facilitadas por ATA, se produce una importante diferencia en función de los sectores: agricultura (88,9%), actividades administrativas (87,7%), industria, (82,3%), transporte ( 78,3%), actividades sanitarias (76,6%), actividades financieras y seguros (76,5%), construcción (72,2%), actividades profesionales (70,7%) e información y comunicación (70,1 %) son aquellas áreas en las que se concentra más trabajo.

Sin duda, los ámbitos donde hay una mayor paralización han sido: la hostelería (22,5%), actividades artísticas (24,2%) y actividades inmobiliarias (39,7%). La mitad del comercio en España ha abierto sus negocios y son un 55,6% de los sus autónomos los que aseguran que han vuelto a la actividad. La educación continúa en ‘stand by’, ya que sólo el 13,5% de autónomos del sector ha vuelto al trabajo.

Ayudas para agilizar la vuelta

Ahora bien, con el fin de facilitar y equilibrar la reactivación de todos los trabajadores por cuenta propia, con independencia de su sector profesional, es importante que se mantengan ayudas como la del cese de actividad.

Uno de los requisitos para poder acceder a esta prestación extraordinaria es no darse de baja de Hacienda ni de la Seguridad Social. El trabajador recibe esta prestación y, al mismo tiempo, queda exonerado del pago de su cuota de autónomos.

Desde la Seguridad Social afirman que se puede seguir trabajando mientras se percibe esta prestación. Además, este mismo organismo ya ha aclarado que esta ayuda se mantiene independientemente de la reanudación de la actividad del trabajador autónomo.

En esta misma línea, también hay que mencionar que el periodo de aplicación de la moratoria del alquiler es de cuatro meses mientras el estado de alarma siga vigente, tal como indica el Real Decreto Ley 15/2020, de 21 de abril.

La flexibilización de los ERTE (Expediente de Regulación Temporal de Empleo), ya que muchos negocios no podían hacer frente a los costes de personal, debido a un descenso drástico de su facturación o directamente por haber tenido que cerrar como es el caso de bares, restaurantes, locales de ocio, etc.

También son importantes los avales públicos del ICO para ayudar a estos profesionales. La duración de estos créditos que se pusieron en marcha para otorgar liquidez para pymes y autónomos será de un máximo de cinco años. Por su parte, las entidades bancarias pueden solicitar el aval para todas las operaciones suscritas con autónomos y pymes que hayan formalizado o renovado a partir del 18 de marzo de 2020 y hasta el 30 de septiembre de 2020.

Estos son algunas de las ayudas imprescindibles para poder garantizar que estos trabajadores paulatinamente, vuelvan a la normalidad. En Cobertis, además disponemos de los mejores seguros para tu negocio, para que puedas afrontar esta nueva etapa de la mejor manera. ¡Ponte en contacto con nosotros y te informaremos!

Cobertis
El autorr Cobertis
No hay comentarios para leer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies